Tengo un bló

Tengo un bló
Tmeo, la mejor revista de humor

martes, 15 de marzo de 2011

Negocio con la catástrofe

Ayer me llega un SMS de Movistar. Me parece indignante que hagan negocio con las desgracias ajenas. Me indican que mande otro SMS por las víctimas del terremoto de Japón y me indican que el coste del envío irá a parar a la cruz roja. No me lo creo. Pocas empresas privadas se dedican a la caridad. Por si acaso no me mandan un sms con una cuenta corriente donde poner el dinero por cuenta propia y sin intermediarios móviles. Lo que quieren es que envíe mensajes. Me da muy mala espina, además de vergüenza ajena.


Parece ser que no se les ocurrió lo mismo cuando el terremoto de Irán de 2010, o el de Perú o el de Chile, o el de Haití. Es una terrible desgracia el terremoto ocurrido  en Japón, pero no nos engañemos. Lo que más preocupa a la gente no son los muertos ajenos, sino que la radioactividad por culpa las cagadas de la nula refrigeración de los reactores llegue a nosotros. En las noticias se ha cambiado el "pobres japonesitos sepultados" por " huy, lo que me recuerda esto a Chernobyl".

Así que me da que realmente lo que hay es que nos importa bastante poco lo de Japón, y a las empresas de telefonía, menos, y que sólo miramos lo que nos afecta directamente.

10 comentarios:

orcolaga dijo...

joder que tropa.

A mi no me ha llegado nada al movil pero la verdad es que tampoco lo uso demasiado.

Toda historia del desastre nuclear en Japón viene a dejar un poco con el culo al aire a todos los que defendían la energia nuclear como una fuente de energia barata e inagotable. ¿Se puede considerar barato semejante desastre?

Jose Luis Forneo dijo...

Las empresas y los bancos siempre dispuestos a sacar tajada de la sangre y el sufrimiento ajeno !Que asco!

Alsine dijo...

Ya se sabe: "El muerto al hoyo y el vivo al bollo" (o mejor Meollo) que lo de bollo tiene otras connotaciones...

mariajesusparadela dijo...

Eso es lo mismo que saquear cuando las puertas se rompen.
Y hay aves de rapiña en todas partes.

felicitat dijo...

Estoy de acuerdo contigo Juli. Ocurre que de los desastres siempre queremos sacar tajada, en vez de dar nuestra tajada para ayudar, y no es necesario que sea económicamente. Besos, aunque hace días que no te visito, me acuerdo de ti.

chris dijo...

Todavía recuerdo cuando hace años, desde mi propio banco llamaron a la radio unos compañeros para denunciar que en las transferencias que hacían los clientes para donar dinero a la Cruz roja y similares en casos de catástrofes, se cobraba la comisión pertinente por la operación.

Obviamente al día siguiente dejaron de cobrarla. Es una pena que se tengan que denunciar estas cosas

Hormiga dijo...

Qué mamonazos, no dejan de sorprenderme los cabrones.

Mean Mr Mustard dijo...

Qué cara dura tiene la gente, de verdad. Estamos rodeados de mentirosos sin escrúpulos que sólo defienden sus intereses, que nos quieren hacer creer que la energía nuclear es segura, que nos quieren hacer comulgar con ruedas de molino. Nunca sabremos la verdad de todo esto, porque hay demasiados intereses en juego.

Saludos

El Chouan Ibérico dijo...

Una pequeña matización... las empresas privadas cuanto más grandes son y más ganan algo de caridad hacen: constituyen fundaciones y así desgravan de los impuestos.

En fin hipocresia fina.

Salud y Amistad

iTxaro dijo...

yo ya he recibido dos mensajes de esos...visto lo visto...ya no me extraña nada