Tengo un bló

Tengo un bló
Tmeo, la mejor revista de humor

viernes, 8 de enero de 2016

Hase calor, hase calor....

Así cantaban los Rodríguez, quizá porque en Argentina el mes de enero es puro verano. Lo cierto es que por aquí este "caloret de l'hivern" que decía aquella, es de lo más inusitado.

Calçots de temporada

En el crudo invierno en Catalunya la gente se anima a asar calçots, un tipo de cebolla tierna. En mi tierra, tan dada a la dipsomanía, se abre la temporada de sidra nueva para lo que las sidrerías hacen el agosto los meses de enero, febrero y marzo, cuando asaltan sus mesas y sus kupelas (toneles) hordas de gentes ávidas de sidra, con el consabido menú de sidrería: Tortilla de bacalao, chuletón  poco asado, semicrudo, queso de Idiazábal, nueces y dulce de membrillo.

¿Que a qué viene todo esto? Pues a que, como es viernes, os cuelo la canción de la semana, y, como los vascos, a pesar de lo que dijera Voltaire definiéndolos como "ese pueblo que baila al pie de los Pirineos", son más de cantar, sobre todo con la tripa llena, es la excusa perfecta para meter esta tonada. No hay celebración con mantel por medio que no acabe en cánticos populares.

Sagardo berria (Sidra nueva) Txooootx!!

Así salió esta cancioncilla curiosa que habla del frío invierno, pero con melodía alegre. Se titula "elurra teilatuan", la nieve en el tejado, al violinista, que lo zurzan en Rusia.



Este año no será así, aunque ha habido otros años tan suaves como este. Es más, una vez llegamos a cantar el tema cambiando una iguana por la nieve "Iguana teilatuan, pamela buruan, ibili beharko degu aurtengo neguan" (La iguana en el tejado, la pamela en la cabeza, así vamos a estar este invierno).

Letra:

Elurra teilatuan
zakua lepoan
ibili beharko degu
aurtengo neguan.

Riau, riau, riau
riaukataplau...

hau dek umoria
utzi alde batera
euskaldun jendia.


O lo que es lo mismo:

Con la nieve en el tejado
y el abrigo en el cuello
tendremos que estar 
este invierno.

Riau, riau, riau,
rakataplau.

Menudo humor,
dejad en paz
a la gente de Euskal Herria.

Sobre el final de la canción, a saber de dónde salió. Como muchas otras canciones populares, alguien lo soltó por algo en algún lugar y a todo el mundo le pareció tan bien que lo adoptó.

5 comentarios:

ROSA M. dijo...

Precisamente ayer lo hablábamos en familia, que una vez terminadas las comilonas de Navidad venían las calçotadas!!! Antes hablábamos de unas 2 / 3 semanas y daba tiempo de hacer un par con los que los “efectos colaterales” eran mínimos pero desde que lo han convertido en evento gastronómico se pueden hacer calçotadas durante medio año . . . y precisamente los calçots son muy saludables y no engordan pero todo lo demás . . . . todo muy rico pero calorias a tope!!!
Procuraremos resistir la tentación ;-)

Anónimo dijo...

Hola:
Vivo en el centro de Hernani, y para mí empieza el infierno: lo que llamas "gente ávida de sidra" para mí son la escoria social de los alrededores que viene a desahogarse en mi pueblo.

Si yo voy, por poner un ejemplo, a Eguía, y...

- voy pegando gritos a las 2:00 de la mañana,
- me meo y cago en los portales,
- tiro las motos aparcadas al suelo,
- veo que a una moto le puedo joder el bloqueo y la uso a modo de patinete por la calle mayor (perdón, Kale Hagusia),
- a la señora que saca a su perro le vacilo todo borracho,
- jodo la barandilla del puente colgante porque me pone,
- con mis vómitos dejo el suelo de la calle mayor todo pegajoso (literal, si quieres, vienes y lo compruebas),
- y doy el cante hasta las tantas para que todos noten que estoy ahí...

Con toda la razón me meten de ostias, llaman a la policía y lo mas probable es que vaya a la cárcel. Haz la prueba: cuécete, vete al pueblo de al lado y desfásate, a ver cuánto duras.
Pero como es Hernani, nos toca hacer de actores de parque temático arriquitaun... en la calle Mayor (Kale Nagusia), la mayoría de habitantes vive de alquiler, muchos cobran la ayuda social, ninguno curramos en sidrerías (= esta mierda no genera "riqueza"... bueno, sí, pero no en la calle Mayor) y en época de sidrerías no podemos "retirarnos" a "nuestro" adosado en Donosti.

Cuando tengas intención de ir a Hernani, piensa en esto.
Saludos,
Uno de Hernani

Nosu dijo...

fuuu a mí me encantal los calçots, pero también el menú de sidrería!
Y atmbién estoy encatnada con estas temperaturas... mis amigos meteorólogos dicen que es por un efecto colateral de El Niño de este año... a saber.

chris dijo...

agh!! veo a estas horas la foto de los calçots y el estómago no para de hacerme runrún Qué ganas!!!!
Del menú de sidrería me quedo sólo con las nueces y el dulce de membrillo Comería la carne pero la necesito más hecha. Lo de vivir en zona de locales (restaurantes, tabernas, bares) es un putadón. Los que antes hacían botellón en el parque de enfrente de casa, se refugiaban en el escalón de mi portal y los tenía toda la noche debajo del balcón de cachondeo. Estuve tentada de tirarles algún cubo de agua pero me daban pena.
A ver si el tiempo aguanta para cuando haga la excursión. Me da miedo que el frío o las lluvias lleguen este año con retraso.

Estibaliz Burgaleta dijo...

Maldita sea, me ha entrado un antojo terrible de calçots!!!!