Tengo un bló

Tengo un bló
Tmeo, la mejor revista de humor

viernes, 28 de junio de 2013

Mi vida en rosa (1997). Transexualidad infantil

Un día tan señalado como hoy y me toca publicar en el Zinéfilas. Así que pensé la semana pasada escribir acerca de mi vida en rosa, una peli franco-belga que nos cuenta la historia de la niña Ludovic. Todo el mundo se empeña en decirle que es un niño, que ya tiene siete años  y que lo debería tener claro. Pero Ludovic no lo entiende. Él quiere ser como su muñeca Pam (Una suerte de Barbie) y casarse con su Ben (el Kent local).



Ludovic no tiene ninguna maldad, pero todos se sienten incómodos, desde su padre, hasta sus vecinos estirados. Ludovic explora su mundo, y a muchos les parece amenazante. Empieza a tener problemas por ser como es. El proceso de adaptación no es igual para todos. Hay muchos que lo rechazan, pero, afortunadamente, parece que por fin, su familia, acepta a su hija como es. Como tiene que ser.

Entre mamá y la abuela. ¿Quién dice que es culpa de ellas?

La película parace tierna y colorista, pero según avanza nos muestra el horror de la intolerancia. ¿Quién no va a querer a Ludovic, si es adorable?

La familia Fabre, intolerancia ala niña del cabello corto de la izquierda.

Una peli bien contada que habla de la transexualidad con la naturalidad con que la siente un ¿niño? de siete años. Para un día como hoy, ¿Qué mejor homenaje?

La encontraréis subtitulada aquí. 

4 comentarios:

mariajesusparadela dijo...

Pues, sí: buen homenaje.

ROSA M. dijo...

Ojalá cuando crecemos pudiéramos retener buena parte de esa naturalidad y espontaneidad que tienen los niñ@s, cuantos problemas ya ni siquiera existirían!!!

Olga_C dijo...

Sí, es una peli muy interesante y bien escrita. Cuando era vicepresi de la FIG (2004-2007) y todavía nadie la conocía en España, la traduje y subtitulé para incluirla en la recopilación de pelis trans que editábamos para financiarnos y también ilustrar foros, charlas y cursos. Fue difícil el trabajo, pero no por el francés, sino por las lágrimas que me impedían ver la pantalla. Pocas pelis han contado tan bien la historia de tantas y tantas de nosotras...
Gracias por mencionarla.

chris dijo...

Es una peli necesaria. De las que deberían ser de visionado obligatorio para los niños en la escuela.

Besos!