Tengo un bló

Tengo un bló
Tmeo, la mejor revista de humor

martes, 27 de diciembre de 2011

Lo que da de sí tres días

Cinco horas en el Alvia con retraso. La primera vez que un empleado de la RENFE (O Adif, tanto da) nos dice que reclamemos el importe. Cuando pasan de los 20 minutos de retraso puede hacerse. Mi hermano menor, que cuando llegara a la altura de Tolosa, le avisara. Yo no veía un pimiento por la ventanilla porque encima llovía, pero pude adivinar Billabona, así que llegamos a la par, yo en el tren y él en su coche a recogerme.

Al día siguiente, que bajé a la Brecha (Mercado que conserva el nombre dado por el que se agujereó la muralla y se pudo invadir la ciudad en la guerra napoleónica) y mientras  compraba un queso de Idiazábal por encargo a un médico dietista que impone su dictadura de acelgas sobre sus pacientes (Consejos vendo...) me empezó a llamar por teléfono media agenda. Al salir de la pastelería de comprar una pantxineta (Tarta hojaldrada con crema pastelera y almendra picada por encima) para Tx, que estaba trabajando en la biblioteca de mi barrio, me encontré con una amiga del súper (Abrazos y risas) y tres pasos más allá a su hermana, más abrazos y más risas. Al salir de la biblioteca me encuentro echando un cigarro a la rubia peligrosa con un moño a lo Marge Simpson cubierto con celofán, más abrazos y más risas. Los chavales de mi barrio pertrechados de panderetas pidiendo el aguinaldo, cosa que ya comenté alguna vez. Mi padre con fiebre, pasando de ir de cena a casa de sus hermanas. Normal.

Comida de navidad tranquila con mi tío el jesuíta bastante tranquilo. Con lo bien que me caía de niña, cuantos más años hacía más mal rollo me da, si es que los jesuítas dan miedo. Vueltecica por Donostia para ver que el Belén de la plaza Gipuzkoa ha mejorado su nivel y que sorprendentemente aún no han robado las coronas de los reyes ni los cascos ni espadas de los romanos, que hacia el día 21, que es un día alcoholizante, la gente que está bastante perjudicada por el alcohol y el colesterol (txistorra) hace barrabasadas.


Plaza de la Konsti, Donostia.


Y vuelta al alvia. Me toca un chino al lado que habla castellano de maravilla. (Es profe en Nueva Zelanda) y está de vacaciones. No aguanta a los chinos, es de Hong Kong y conoce España de arriba a abajo, sobre todo la gastronomía. Me habla un rato de paellas, fabadas, callos a la madrileña, natillas, flanes. Me pregunta como se hacen las natillas y como se hace el caramelo del flan. ¡Pero si sabe más que yo!

Por fin estoy en casa. Bendita rutina.

8 comentarios:

chris dijo...

ha sido una aventura el viaje, los encuentros y los conocimientos nuevos, no?

Pero si, una se alegra de la vuelta a la rutina.

Un abrazo!

Troyana dijo...

ja,ja,ja,ja,ja,
me ha encantado lo del moño a lo Marge Simpson;)
Si es que ya lo dijo Dorothy en el Mago de Oz:
"....como en casa,en ningún sitio"
bsts

Emilio Manuel dijo...

Un chino que no aguanta a los chinos, "para mearse y no echar gota".

Un ratito con la familia está muy bien, pero donde se ponga el sofá de la casa de uno que se quite todo.

Un abrazo y a no perjudicarse a final de año.

GOLFA GANADORA dijo...

Un placer saber que estás de vuelta, simpatiquísima Juli Gan.

Un abrazo golfillo.

LU dijo...

Hace un par de meses coincidí en un trayecto de tren, a priori breve, con un chino muy peculiar. En vez de 30 minutos, tardamos una hora, y me tocó conversar con el chino que quería irse a Madrid en autobús, pero no sabía horarios, ni dónde estaba la estación de autobuses. Todo un suplicio. Me estoy convirtiendo en una a-social. Me subo al tren y de inmediato conecto los auriculares y a mi mundo, que nadie me hable... Pero recuerdo con mucho cariño encuentros muy curiosos en mis viajes entre Salamanca y Vigo de hace ya unos cuantos años. En pocas horas la gente te cuenta su vida...

Todo el año quejándonos (al menos yo) de la rutina y tienen que llegar estas entrañables fiestas para que la añoremos. Somos la leche!!!

Feliz día de los inocentes.

Martina dijo...

¿Sabes que es lo que más me ha llegado? "Por fin, ya estoy en casa".

Un abrazo.

emejota dijo...

Me he quedado con eso de la "panchineta" o como sea. MMMM ya me está engordando de gusto. Beso, feliz salida de año, que la entrada ya se verá.

Juli Gan dijo...

CHRIS: Se echa de menos la tranquilidad. El hongkongués no callaba ni debajo del agua. Jaaaajaja.

TROYANA: Es que mentar el moño de A. Winehouse da mal rollo. Pues sí Dorothy la de Totó tenía razón. Que viva Kansas.

EMILIO MANUEL: A nochevieja le tengo miedo. Es que hay chinos antichinos, sobre todo si están britanizados.

GOLFA GANADORA: Gracias, guapa. Me quedo con tus flores :)

LU: Este se lo conocía todo. Casi le tenía que preguntar yo a él. Feliz año nuevo.

MARTINA: Jajaja. Ya es mi casa. Sigue tan guapa y tan maja. Besets.

EMEJOTA: La pantxineta (lo has escrito bien)es un pecado. Concretamente el de la gula. Se creó en la época del hambre, pero está de muerrrrte. Un abrazo y feliz año nuevo.